miércoles, 24 de septiembre de 2008

Primal Scream en la Mercè de Barcelona


La banda de Bobby Gillespie, a la que había visto apenas hacía tres meses actuando en el Summercase de Barcelona, volvió a la ciudad condad para ofrecer un concierto gratuito con motivo de las fiestas de su patrona, la Mercè.
Fue delante de la antigua fábrica de cerveza Damm, en plena calle, muy cerca de la Sagrada Familia. No cabe decir que el lleno fue absoluto. Pese a todo, me fue fácil situarme casi en primera fila, tirando hacia la derecha, y disfrutar de un show que no superó la hora y cuarto, junto a mis dos compañeros leopardos (que haciendo honor a sus nombres, lucían sendas camisetas con sus colores distintivos). Empezaron con puntualidad británica a las 22h30, y fueron desgranando varios temas de su correcto último disco "Beautiful future", un trabajo más escorado al pop que de costumbre.
Afortunadamente, no faltaron sus himnos rockeros como "Jailbird", "Rocks", o una celebradísima "Movin'on Up" de su excelente tercer disco "Screamadelica" que, a falta de coristas, fue coreada por el respetable. Creo que era la cuarta ocasión que veía al grupo (la primera fue en Benicássim hace años y no me convencieron, y posteriormente los volví a ver en el primer Summercase de hace dos años, en un show memorable) y pese a la escasa duración del concierto, o quizás justamente debido a ello, ha sido la vez que más he disfrutado. Y es que su repertorio (en el que tampoco falta alguna pieza electrónica como "Swastika eyes") va siendo cada vez más memorable.

2 comentarios:

Mr. Brown Blind Leppard dijo...

Hey Mr. Black!!!

Esta ha sido una de las veces que me han gustado más, pero creo que era porque nunca los había visto tan de cerca. Me encanta el guitarra, parece el nieto de Keith Richards...

Martín G. Ramis dijo...

muy interesante, sí señor.